FOTOGRAFÍA: LA DIVERSIDAD DE LOS CUERPOS

Se encuentra abierta al público en el Anexo de la Cámara de Diputados la muestra de Sol Leonardi, integrada por una serie de desnudos femeninos. La obra reúne el trabajo que realizó la fotógrafa platense con una convocatoria a mujeres que quisieron ser retratadas desnudas mostrando la naturalidad de sus cuerpos.

La Plata, 23/08/2019


La exhibición fue montada en el marco de la presentación del libro "Entre la tradición y la rebelión. Mujeres silenciadas en el campo y la ciudad. Dos casos en la provincia de Buenos Aires" de las investigadoras Delia Añón Suárez y María Esther Gómez, que fue editado por la legislatura y cuya tapa es obra de Leonardi.

Las imágenes forman parte de una serie de tomas que la artista exhibió en Londres en el marco del Sony World Photography Awards 2019, uno de los certámenes de fotografía más destacados del mundo y para el que quedó preseleccionada como representante de la escuela Motivarte. Allí formó parte de una muestra colectiva integrada por 800 imágenes de cientos de fotógrafos y fotógrafas de todo el mundo, elegidas entre las más de 327 mil presentadas. "La experiencia del concurso fue increíble. Desde que supe que iba a participar entré en un proceso intenso de unos dos meses, enfocada sólo en eso, ya que tenía una fecha límite".

Pese a que algunas de las imágenes son de modelos profesionales, ese proceso en el que se sumergió incluyó hacer una invitación abierta para mujeres que quisieran ser retratadas. "Quería hacer unas fotos con muchas mujeres juntas, de distintas edades y diferentes cuerpos. Simplemente hice la convocatoria y me escribieron un montón, fueron al menos unas cincuenta".

Lo que a muchas las sedujo, además del trabajo de Sol, fue la propuesta: "Mi búsqueda a la hora de una sesión de desnudos va por el camino de naturalizar los distintos cuerpos, la diversidad. Y quitarle la carga sexual que tiene por parte de la sociedad, que es tan fuerte. En el sentido que una foto o una mujer desnuda no tiene que representar necesariamente algo sexual, es simplemente un cuerpo desnudo y es natural" sostiene.

Las obras finalmente se exhibieron en el Somerset House, uno de los grandes edificios históricos de Gran Bretaña. "Viajar fue una oportunidad única, tanto de mostrar lo que yo hago como de conocer a otros artistas. Recorrer esas salas y ver los trabajos de tanta gente fue súper inspirador... está muy bueno llenarse de lo que hace el otro" dice con humildad.

Ese fue el corolario de un camino que viene siendo vertiginoso: hace apenas un par de años atrás era todavía estudiante de Diseño Industrial y, como tanta gente, usaba una buena cámara sin conocimientos técnicos. Hasta que buen día quiso aprovechar mejor su equipo. "Yo soy muy torpe para lo autodidacta, no sirvo, me gusta estar con otra persona e interactuar", reconoce. Eso la llevó a anotarse en su primer curso. "Ahí me di cuenta de qué era a lo que me quería dedicar, dejé la carrera y me puse a hacer más capacitaciones". Primero hizo algunos talleres en La Plata y luego algunos más en la ciudad de Buenos Aires, donde encontró más variedad de propuestas. Así llegó a la escuela que, tras una convocatoria para estudiantes, la seleccionó para el concurso que reafirmó su vocación.

Luego llegó la invitación para ilustrar la publicación que la trajo a Diputados: "me contactó Delia (Añón), a la que conozco, para contarme que estaban editando el libro, que le gustaban mucho mis fotos y que le gustaría poder usar alguna para la tapa ¡Yo encantada! Estuvimos trabajando juntas, viendo los trabajos que tenía hasta dar con la imagen más representativa de lo que el libro cuenta". Con todo, prefiere no quedarse en un lugar cómodo: "Ahora estoy haciendo más búsquedas, investigando otras ramas de la fotografía. Me encantan los desnudos pero no me encasillo sólo en eso. Todavía estoy en desarrollo y en búsqueda de mi estilo, probando distintas cosas" concluye.

La muestra puede visitarse de manera libre y gratuita en el Anexo de la Cámara de Diputados (53 N° 671).